Ana Martin: el éxito de 'Oyuki' que le costó su belleza
Show

Ana Martín: el éxito de 'Oyuki' que le costó su belleza

Ana Martín, tiene una extraordinaria carrera artística, pues su talento y dedicación la hacen única, con más de una treintena de telenovelas, destacando como un éxito total, El pecado de Oyuki 

Por: Diana Palacios García

Dentro de la exitosa carrera actoral que goza la reconocida actriz Ana Martín, uno de sus más grandes éxitos, sin duda, ha sido El pecado de Oyuki (1988), producida por Lucy Orozco para Televisa. Y aunque gracias al melodrama, la histriona catapultó su carrera a nivel internacional, su vida personal dio un vuelco.

Oyuki, fue el personaje que Martín interpretó magistralmente, como sólo ella sabe hacerlo; sin embargo, para dar vida a una geisha de los años 70's, la actriz tuvo que pasar por un intenso proceso de caracterización, mismo que le costaría la tranquilidad de tener un rostro bello y sin complicaciones.

Lee también: Erika Buenfil y lo que sucedió el día que le contó al padre de su hijo que estaba embarazada

La exitosa historia, fue protagonizada por Ana Martín y el actor argentino Boy Olmi, así como con las participaciones antagónicas de Salvador Sánchez y Martha Roth, y la presentación estelar de la actriz Cecilia Gabriela.

Entérate de nuestras mejores noticias al hacer click en la estrella de Google News

En entrevista para el programa Hoy, la actriz reveló cuánto sufrió para poder interpretar el personaje de Oyuki.

"Sí, sufrí unos apliques aquí -tocándose con las dos manos las sienes- y tuvimos que ir con el doctor. Dijo que la piel aguantaba el estiramiento pero solo seis meses, no más. Y parece que fue adivino porque a los seis meses me empezaron a salir unas ampollas con el calor de las luces", explicó la actriz.

El proceso de caracterización como Oyuki, hizo que su rostro sufriera graves lesiones que por más de dos años que duraron las grabaciones del melodrama, le estuvieron molestando fuertemente.

"El patrón me regañó", dijo la actriz. "Bueno, ¿qué está pasando con esta telenovela? -como renegando-. Y de reprende se me quedó viendo y me dijo: "Oye, ¿quién te golpeó? ¿qué te pasó? y me agarró la cara y me dijo, ¡estás toda negra!", narró la actriz.

Luego del tiempo estimado de las grabaciones, sólo una cirugía podía salvarle el rostro a Ana Martín; sin embargo, la actriz explicó cuál fue el proceso para recuperar su rostro:

"Me estuvieron poniendo láser a ver si se me quitaba lo negro y a ver si se me prendía la ceja, porque ya la tenía aquí -apunta con su dedo en su párpado muy cerca de ojo-. Entonces me tuvieron que levantar -la piel- en ambos costados del rostro y me rasparon toda esa parte".

Entre otras cosas, la actriz hizo desnudos totales en la telenovela:

"En los bailes, al final me iba quitando poco a poco los kimonos hasta quedar como mariposa, completamente desnuda y estuvo el fotógrafo y tomó fotos, y esas fotos las tengo guaradadas y además el cuerpo, me lo pintaron todo entre amarillo y rosa, entonces era una belleza".

La historia se desarrolla en Japón, a principios de la década de 1970. Oyuki es una joven campesina japonesa inocente, bella y honesta. Crece junto con sus padres en una pequeña casa de campo en la provincia japonesa. Tiene un hermano mayor llamado Yutaka, un hombre vicioso y vanidoso que sólo ha causado grandes pesares a la familia. Cuando los padres mueren, Yutaka decide llevar a Oyuki a Tokio.

La vida de Oyuki cambia cuando conoce a Irving Pointer, un pintor de origen inglés. Irving es el hijo de Charles Pointer, el embajador del Reino Unido en Japón. Cuando conoce a Oyuki en el ryotei, queda prendado de su belleza y le ofrece realizarle un retrato.

Oyuki acepta la oferta y ambos terminan enamorándose en el tiempo que Oyuki posa para su retrato. Sin embargo, su relación se mantiene en secreto. Oyuki teme la furia de su hermano al enterarse de su romance. Sumiko es la única cómplice que ambos tienen en su relación.

 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

El Pecado de Oyuki. Plop!

Una publicación compartida de Boy Olmi (@boyolmi) el


Yutaka, al enterarse de la relación de Oyuki e Irving, enfurece y en medio de una discusión fuerte con su hermana, asesina a Sumiko. Él huye para evitar la justicia, y este momento es aprovechado por Oyuki para escaparse con Irving.

Ambos deciden casarse y vivir juntos, tras el rechazo de los padres de Irving. Oyuki queda embarazada pero al mismo tiempo empiezan a tener problemas económicos, lo que causa una angustia y un dolor grande a Oyuki.

Ella sufrirá mucho más, ya que el destino le tiene deparado grandes desdichas, y todo por el hecho de cometer "el pecado" de casarse con un hombre que no era de su raza.  

Temas:

Lee También

Suma tu comentario