Asteroide Arrokoth: un nuevo estudio agota la teoría de la creación planetaria
Místico

Asteroide Arrokoth: un nuevo estudio agota la teoría de la creación planetaria

La investigación realizada sobre Arrokoth, ha venido a terminar con la teoría que sustentaba la formación de los planetas y el resto de la galaxia.

Por: Diana Palacios García

Un nuevo descubrimiento en la historia de la astronomía, se ha hecho presente ante los deseos por descubrir los más grandes misterios ded Universo.Un equipo de investigación a cargo de la misión New Horizons de la NASA, dio a conocer sus nuevas respuestas sobre su estudio del asteroide Arrokoth, el que se dice, es el cuerpo suspendido en el espacio más antiguo y alejado de la Tierra, registrado por la humanidad; pues revela algunos datos que los astrónomos no se esperaban encontrar.

Science, fue el medio encargado de publicar los resultados de la investigación el pasado 14 de febrero, detallando lo que la tripulación logró conseguir al sobrevolar el cuerpo celeste a principios del 2019.

Lee también: NASA capta un asteroide que expulsa material al espacio

Asteroide Arrokoth: un nuevo estudio agota la teoría de la creación planetaria. Foto NASA

Arrokoth está formado por dos cuerpos unidos por una especie de cuello y su superficie, según el nuevo estudio, está cubierta de metanol helado de color rojo por moléculas orgánicas complejas no identificadas.

Ante la revelación de que la Teoría de acreción jerárquica, respecto a la creación de los planetas se muestra equívoca, la sociedad científica realmente quedó sorprendida.

La hipótesis plantea que este tipo de cuerpos celestes se forman mediante colisiones violentas de materia espacial. Sin embargo, debido al estudio, ha sido descartada.

Antes estaba la teoría predominante de finales de los años 70's de colisiones violentas y una teoría más reciente de acumulación suave. Ahora, la primera se hizo polvo y la otra es la única que sigue en pie. Esto rara vez sucede en la ciencia planetaria pero finalmente hemos resuelto el asunto” comentó Alan Stern, autor principal del estudio.

Debido a que la sonda planetaria New Horizons sigue en órbita, se estima que esta investigación pueda formar parte de un gran proceso que revele otros tantos secretos aún ocultos en el cosmos.

Arrokoth (antes conocido como Ultima Thule) es considerado una reliquia del Sistema Solar, pues está ubicado en el cinturón de Kuiper, (zona más lejana que la órbita de Neptuno, a unos 6,500 millones de kilómetros del Sol). Con algo más de 30 kilómetros de diámetro y 4,000 millones de años de existencia, este cuerpo celeste (cuyo nombre significa “cielo” en la lengua nativoamericana) está compuesto por dos lóbulos que originalmente fueron independientes.

Según el estudio original de William McKinnon de la Universidad de St. Louis en Estados Unidos:

Estos dos cuerpos se unieron tras acercarse a una velocidad baja. El movimiento lento permitió que se fusionaran y quedaran totalmente ligados por una especie de cuello estrecho, lo que le da la particular forma que exhibe en las fotografías.

Temas:

Lee También

Suma tu comentario