id="article-0">
5 Tips para hacerlo sin dolor si él tiene el 'amiguito' grande. Foto: Pixabay (Imagen temática)
k.chonda

5 Tips para hacerlo sin dolor si él tiene 'amiguito' grande

Aprende a disfrutar sin inconvenientes, que el tamaño no te asuste, la Dra. K.Chonda te da los mejores consejos 

Por: Dra. K.Chonda

1. ¡Qué no te asuste!

El tamaño no tendría porque ser un problema a la hora de echar pasión, y aunque el tamaño del miembro masculino es relativo para cada persona, a veces nos asustamos cuando vemos que es más grade de lo que hemos mirado, y eso nos hace pensar que tener intimidad con un tamaño así podría dolernos o lastimarnos. 

 

 

Por eso me di a la tarea de recopilar algunos consejos que te serán de mucha ayuda a la hora de la hora y no sientas miedo en la cama si es que él lo tiene grande. O si eres uno de los chicos que posee uno prominente, entonces presta mucha atención para que no la riegues a la hora de usar tu amiguito. 

 

2. Suficiente lubricación en el juego previo

Lo primero que hay que tomar en cuenta es que jamás, ni por muy apurados o encendidos que estemos podremos saltarnos el juego previo. ¿Por qué? Bueno, sencillamente porque es importante ir disfrutando y preparándonos para lo que viene. Hay que lubricar suficiente para que a la hora de que entre no duela, además que la excitación es parte fundamental para que los músculos se relajen y no haya dolor durante la penetración. Date el gusto, date el tiempo. Si no están lubricando bien, pueden valerse de un lubricante a base de agua. 

 

3. Calcula el ritmo

Nunca olvides que el ritmo deberá ser uno de los factores a cuidar durante el proceso, no es que tengas que estar pensando siempre en eso, pero sí ir a la par de ella para que no provoques molestias. No hay que ir ni tan duro ni rápido, todo con el fin de hacer más placentero el momento. Lo mejor es un ritmo de lento a regular. 

 

4. Toma en cuenta el tiempo de duración

Tomen en cuenta el tiempo que durarán haciéndolo, no es que deba ser rápido ni lento, sino que, si llevan un ritmo de lento a medio, el clímax requerirá un plazo más largo para lograrlo. Para no aburrirse tendrán que varían en juegos, posiciones, y mucho más.

 

5. Acuerden posiciones

Con el tiempo y el proceso lo aprenderán, pero deben hablar claramente antes de, para llegar a un acuerdo de las posiciones que les benefician a ambos, las que más disfruten y obvio las que menos dolor le causen a ella y en la que él pueda moverse libremente sin la preocupación de lastimar. 

 

6. Que ella sea quien tome las riendas


Por último les aconsejo que lo introduzcan poco a poco, que no sea de golpe, y sobre todo que ella marque el ritmo para que todo salga como se debe. Disfruten y nos cuentan cómo les fue. 
 

 

.