Qué hacer cuando a alguien le da un infarto
Curiosidades

Qué hacer cuando a alguien le da un infarto

La alimentación siempre ha sido de gran importancia para el ser humano, sin embargo, en estos tiempos de cuarentena, es aún más relevante verificar lo que se consume ya que el sedentarismo puede alterar la ingesta

Por: Agencia Reforma , Diana Palacios García

Durante la temporada de cuarentena, evidentemente las personas se vuelven más sedentarias al no tener el exceso de actividades que normalmente llevan en su vida diaria. En este sentido, es necesario fijarse una actividad con la que se pueda ejercitar el cuerpo, pues la falta de movimiento o actividad, puede ocasionar infartos. Si no se tiene planeada una rutina de ejercicio, al menos, se debe tener en mente una buena alimentación.

De esta manera, para que el confinamiento no se convierta en una guerra perdida contra la báscula y la salud, la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura recomienda, entre otras cosas, evitar alimentos ultra procesados y desarrollar hábitos alimenticios.

Lee también: Estudio: la aspirina podría reducir riesgo de infarto durante un duelo

Qué hacer cuando a alguien le da un infarto. Foto Pxhere

Cocina grandes cantidades de sopa o guisados, esta transformación los hará durar más, además de que puedes descongelar y calentar rápidamente.

Entérate de nuestras mejores noticias al hacer click en la estrella de Google News

1. Come frutas y verduras frescas 

Siempre que sea posible obtener productos frescos, hazlo. Además, las frutas y verduras pueden congelarse reteniendo la mayor cantidad de nutrientes y gran sabor.

2. Recurre a productos secos o enlatados si no hay productos frescos disponibles

Si los productos frescos no están disponibles, hay otras alternativas saludables, fáciles de almacenar y preparar.

Frijoles y garbanzos enlatados proporcionan gran cantidad de nutrientes, pueden almacenarse durante meses, incluso años, e incluirse en todo tipo de platos.

Los pescados grasos enlatados, como las sardinas y el salmón, son ricos en proteínas, ácidos grasos Omega 3, vitaminas y minerales. Pueden usarse en sándwiches, ensaladas, pastas, o cocinarse como parte de una comida caliente.

Los vegetales enlatados tienen menos vitaminas que los frescos, pero son una excelente alternativa cuando éstos o los congelados escasean.

3. Procura colaciones saludables 

Las opciones más recomendables son nueces, queso, yogur sin azúcar, frutas picadas o secas y huevos duros. Estos alimentos son nutritivos, abundantes y ayudan a desarrollar hábitos alimenticios saludables.

4. Limita los alimentos altamente procesados

A pesar de que el uso de productos frescos no siempre es posible, es importante limitar la ingesta de alimentos altamente procesados, debido a su alto contenido de grasas saturadas, azúcares y sal.

Si es necesario recurrir a estos alimentos, es importante comparar y elegir las opciones que contengan en menor cantidad estas sustancias.

5. Incorpora la cocina y la comida a tu rutina familiar

Cocinar y comer juntos es una excelente manera de crear rutinas saludables, fortalecer los lazos familiares y divertirse.

Involucra a los niños en la elaboración de alimentos e intenta apegarte a las comidas en familia, estas estructuras pueden ayudar a reducir la ansiedad de los niños durante estos momentos estresantes.

Temas:

Lee También

Suma tu comentario